Marketing digital para bibliotecas

Si quieres aumentar el número de afiliados y ventas de tu biblioteca, déjanos tus datos y te explicamos cómo

Desarrollamos estrategias para captar nuevos clientes para tu biblioteca en todo el territorio español. Sabemos encontrar los clientes que te interesan.

Te ayudamos en todo el proceso.

Nunca nos rendimos, nunca nos acomodamos.

Posicionamiento SEO

Consigue contactos de clientes potenciales para tu biblioteca

Solicita un informe de situación

Sin compromiso te decimos en qué estado te encuentras. Recíbelo en menos de 24 horas.

Contacta con nosotros para empezar tu plan

¿A qué estás esperando? Prueba algo diferente.

¿Quieres recibir un presupuesto personalizado?

Responsable del fichero: Safe Marketing Online, S.L. Finalidad: envío de información sobre productos y servicios propios al suscrito. Legitimación: consentimiento. Destinatarios: No se comunicarán los datos a terceros. Derechos: acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos, como se explica en la información adicional. Puede consultar información adicional y detallada en nuestra Política de Privacidad.

Todos somos conscientes del decaimiento que han tenido las distintas bibliotecas o incluso que han llegado a cerrarse por no usarse. Si bien es cierto, algunas siguen subsistiendo gracias a la época de exámenes, dado que los estudiantes encuentran su refugio y zona de confort para estudiar las bibliotecas, una zona de silencio, en algunas ocasiones confortable que les ayudan a aprobar sus exámenes.

Sin embargo, cada vez es más complicado encontrarnos a personas simplemente leyendo, cada vez es más difícil que un plan sea acudir a la biblioteca para leer un libro en sus sofás porque ahora tenemos los e-book donde podemos acceder al libro que queramos sin tener que salir de casa. Por ello, es muy importante buscar nuevos atractivos para las bibliotecas que atraigan nuevos usuarios y así evitar la extinción de las mismas.

¿Qué es el marketing en una palabra? El marketing es comunicación y, habida cuenta de lo anterior, la biblioteca debe adaptarse a los nuevos tiempos tecnológicos para promocionar y adaptar a través de los canales de comunicación sus servicios.

Adaptarse a los nuevos tiempos es absolutamente necesario, hace unos quince años eran las bibliotecas las únicas que ofrecían información y recursos organizados y conservados. Actualmente, con un solo clic en Google podemos obtener toda la información que queremos.

Por tanto, es necesaria esta adaptación para evitar el cierre de muchas bibliotecas y tratar de adaptar los servicios que ofrece la biblioteca a través de marketing digital.

Para conseguirlo, es una tarea fundamental saber identificarlos, saber cuáles se han quedado obsoletos y saber cuáles debemos crear como nuevos. Los servicios bibliotecarios nunca deberían de dejar de ser imprescindibles para cualquier persona.

Desde Comunicare como empresa experta en marketing digital queremos ayudarte a conseguir que inviertas tu dinero en aquellos recursos que sabemos que van a traerte usuarios, a través de estadísticas, mediciones, encuestas para tener claros e identificados los usuarios que más se adaptan a tus servicios.

Comunicación para bibliotecas

Como ya hemos adelantado, el marketing es comunicación y la biblioteca debe encargarse de mostrar sus servicios adaptándose a las nuevas tecnologías. Es un elemento principal para una correcta comunicación el saber qué existimos, es decir, poner señales de localización que indiquen dónde está la biblioteca para que los usuarios conozcan que tienen una cerca y no tener que buscar a través de internet. En conclusión, mejorar la señalización. Lo que no quiere decir que nos olvidemos de mostrar la misma a través de internet y, por supuesto, tener una página web que comunique que servicios tenemos, cuál es nuestro teléfono y los contactos que tenemos en la misma.

Otra forma de darnos a conocer es llegar a acuerdos de colaboración con distintos espacios públicos, donde la biblioteca puede publicitarse. Sin olvidar, el denominado «boca a boca» de usuarios a no usuarios de las bibliotecas para lo que debemos crear nuevos servicios que llamen la atención.

Es evidente que la mejor forma de marketing para bibliotecas es incorporando herramientas referentes a los medios sociales en su oferta de contenidos y servicios. Es la única manera que tienen de promocionarse y poder dar publicidad a sus servicios.

Publicidad para bibliotecas

En cuanto a la publicidad para bibliotecas, conviene señalar que es una acción importante para impulsar el centro. ¿Cómo podemos publicitarnos? Va desde la señalización de nuestra biblioteca hasta la colaboración con determinadas personas que tengamos como identificadas de interés para que hagan ponencias en nuestras estancias, publiquen artículos de interés en nuestro blog y generen inquietudes entre los usuarios. Lo que puede llevar al «boca a boca» y a la publicidad a través de redes sociales.

Facebook es una de las redes sociales, junto a Instagram, más usadas por las nuevas generaciones y, por tanto, una buena alternativa para incluir publicidad y hacer promociones. Además, es una red que permite la interacción entre los usuarios y el poder compartirlo en varios perfiles sin necesidad de permisos si tú no lo requieres.

Muchos estudios de marketing, precisamente, citan las grandes posibilidades que tiene Facebook para aumentar la visibilidad y conexión de los servicios bibliotecarios con sus usuarios. Como ya hemos comentado, una práctica muy asidua es la publicación y el uso del muro para el envío masivo de noticias relacionadas con la biblioteca y a cada grupo de interés identifican ellos mismos cuál es la información que más les conviene o interesa leer.

No debemos olvidar que los blogs son las plataformas más consolidadas, donde podemos publicitar distintos artículos o contenidos muy variados y diversos para todo tipo de público. Los blogs también permiten la interacción entre los usuarios y, además, dan más flexibilidad y control sobre los comentarios. A través de los mismos, el personal de la biblioteca puede conocer los distintos intereses y conocimientos de sus usuarios para seguir mejorando.

Plan de marketing para bibliotecas

Como su nombre indica, para hacer un marketing correcto debemos tener un plan de acción, qué objetivos queremos conseguir y que los mismos sean medibles. Para ello es importante hacer un análisis del mercado de bibliotecas, cuál es el público potencial del centro y cómo podemos llegar a ellos, a través de qué medios o canales de comunicación más accesibles podemos llegar. Esto va muy ligado a la posible captación de clientes, de la que hablaremos más adelante.

Pero, para hacer un correcto plan de acción debemos segmentar al personal en grupos según los servicios que nosotros ofrezcamos como biblioteca. Es función de cada persona, habrá que determinar las herramientas o medios sociales que más se adapten para saber cuál es la mejor forma para llamar su interés. Como son, por ejemplo, carteles, anuncios, videos, etc. Estos canales pueden ser los blogs, redes sociales, widgets, entre otros.

Otra cosa muy importante dentro del plan de acción es saber qué persona concreta va a encargarse de elaborar este plan, ¿lo vamos a realizar digitalmente? O será una persona contratada por la propia biblioteca.

Antes de desarrollar este plan, por supuesto, debemos estudiar en qué punto nos encontramos, qué servicios necesitamos ofrecer más, qué debemos crear o qué recursos necesitamos y cuáles no precisamos. Una adaptación tecnológica también requiere una reestructuración organizativa de la biblioteca.

Una vez elaborado el plan de marketing hay que ejecutarlo y, posteriormente, poder evaluarlo. Para ello es muy importante que los objetivos sean medibles. En Comunicare podemos ayudarte a trazar y cuantificar las tareas llevadas a cabo para el marketing y los resultados obtenidos a través de este plan. Conseguir que tu biblioteca sea un punto de referencia con una buena reputación depende, actualmente, de los medios sociales.

Nosotros, desde Comunicare, te podemos ayudar precisamente a monitorizar los resultados, conocer los datos acerca de los comportamientos de cada persona, evaluar sus comportamientos según los comentarios en los blogs, analizarlo y saber cómo proceder para mejorar e invertir mejor el presupuesto.

Estrategias de marketing para bibliotecas

Es fundamental tener claro que la tecnología y las redes sociales son nuestro punto de referencia, por ello debemos invertir en estas nuevas técnicas y configurar nuevas estrategias de marketing para bibliotecas. Hacer un contenido fácil con perfiles identificados y dejar concretados los canales nos ayudará a posicionarnos en un buen nivel frente a nuestros competidores.

No debemos olvidar que los usuarios de biblioteca de siempre siguen acudiendo, porque los usuarios de «papel» seguirán siéndolo siempre. El problema es que debemos empezar a llamar la atención de nuevos usuarios, para ello, entorno a la captación de clientes, debemos identificar aquellos usuarios más tecnológicos, que dependen de Google, dividirlos según su edad, qué red social usan más, qué necesidades de información tienen y cuáles son sus áreas de estudio.

Hacer marketing a través de blogs relacionados con nuestra biblioteca, colaborar a través de la página web del Ayuntamiento, por ejemplo, puede ayudarnos a captar más usuarios, haciendo un contenido interesante y variado para cada uno de los grupos identificados. Usar la plataforma Twitter, haciéndonos una cuenta personal y siguiendo a distintos usuarios y mostrando la diversidad de información y noticias que tenemos en nuestro portal. Crear etiquetas para la biblioteca en todos los sitios posibles y no olvidarnos de seguir los intereses de nuestros usuarios y, sobre todo, comentar en sus distintas publicaciones son otras acciones a tener en cuenta.

Captación de clientes para bibliotecas

Cuando nos referimos a la captación de clientes para bibliotecas, es muy importante diferenciar entre edades. Los mayores de 55 años suelen ser fieles seguidores de las bibliotecas. De hecho, tienen contacto permanente con los bibliotecarios y el personal de la misma sabe qué necesitan y hay una ayuda directa para todo lo que requieren esas personas.

No obstante, el problema y lo complicado de conseguir son los usuarios de las nuevas generaciones. Es decir, aquellas personas que para todo usan Google o cualquier otra web de Internet, que ofrece mucha información de todo tipo y básicamente recoge toda la información que necesitamos en cada momento, al menos, en un primer momento.

Para ello, es muy importante generar debates de interés. Una vez tenemos identificados a los distintos grupos por edades, debemos clasificarlos por intereses. Están los usuarios que irán a la biblioteca por estudios o lo harán aquellos interesados en algunos temas de interés. Una forma de captar estos intereses es a través de las ponencias. Consideramos importante para ello identificar personas que quieran colaborar con la biblioteca para hacer distintas ponencias, que pueden ir desde la poesía, la literatura, ciencias, entre otros.

Lo importante es generar diversidad de intereses para que atraiga a todos los públicos. Una vez que hayamos captado a estos usuarios, lo importante es saber también mantenerlos y fidelizarlos hasta tal punto que ellos mismos quieran hacer artículos en nuestro blog o incluso hacer ponencias ellos mismos sobre los temas de interés.

Marketing online para bibliotecas

En las estrategias marketing online para bibliotecas está la clave de la supervivencia de las bibliotecas. El marketing digital obliga a que el personal bibliotecario esté actualizado y familiarizado con redes sociales como Facebook, Instagram, Twitter, página web, blogs, entre otros.

Los usos de las herramientas de la web social son básicos para poder promocionarnos, podernos comunicar, etc. Es muy importante también poder vender nuestros servicios de áreas de estudio. Consideramos que es la opción que más puede atraer a los usuarios jóvenes, precisamente, las nuevas tecnologías acaparan el tiempo de los estudios de estos usuarios, por ello, buscar un área de concentración plena es muy importante si quieren aprobar sus asignaturas. Así, promocionar este servicio puede conllevar la atracción de muchos clientes. Pero, para ello, no basta con tener unas instalaciones, sino que también es muy importante la ergonomía en las instalaciones y la creación de un ambiente adecuado para los usuarios.

Posicionamiento web SEO para bibliotecas

Por último, y no menos importante, es el posicionamiento SEO de páginas web de bibliotecas. Tan importante es estar haciéndonos publicidad continuada como tener un buen posicionamiento SEO del sitio. Para ello, es fundamental tener acuerdos de colaboración con otras entidades públicas que nos redirijan a nuestra página, o incluso que salten los denominados anuncios en diferentes webs donde se anuncien ponencias o anuncios que llamen la atención como sitio idílico para el estudio.

Debemos cambiar las actitudes del personal que trabaja en las bibliotecas, debemos hacerles comprender que deben adaptarse a la nueva era tecnológica que, por supuesto, exigen riesgos e inseguridades de seguir perdiendo muchos clientes. Pero que deben buscar las fórmulas para introducir y convencerse a ellos mismos a adaptarse a las nuevas necesidades de los usuarios. La mejor forma de convencer a los propios bibliotecarios es mostrando resultados o más bien la evidencia de que cada vez sus servicios se usan menos, y se usan estas instalaciones básicamente para estudiar. Para mostrar estos resultados están Comunicare.

Para todos estos servicios, puedes contar con Comunicare como empresa con una amplia experiencia en marketing digital y que nunca se rinde hasta conseguir los objetivos que mejor se adapten a tus servicios, identificar a los clientes correctos, a través de mediciones, estadísticas y, sobre todo, que tu dinero o presupuesto este bien invertido.